13/07/2019 9:46:58
Una de las aristas del “Caso Tragamonedas”, podría convertirse en el primer caso de financiamiento irregular de la política judicializado desde los escándalos de Penta y SQM.


Foto Nota
Tras la denuncia interpuesta en marzo pasado por el Servel en una de las aristas del llamado “Caso Tragamonedas”, la Fiscalía Oriente se encuentra investigando un posible caso de financiamiento irregular de la política, el primero tras Penta y SQM. Funcionarios de la PDI, por instrucción del fiscal Felipe Sepúlveda, jefe de Alta Complejidad de la Fiscalía Oriente, contactaron a los asistentes al lanzamiento de la candidatura a diputado por el distrito 11 del ex embajador Nelson Hadad Heresy, realizada el 2017. Según La Tercera, se los citará a declarar en calidad de imputados por presunta infracción al artículo 30 de la ley 19.884 sobre Transparencia, Límite y Control de Gasto Electoral. Este artículo establece que el que otorgue u obtenga aportes para candidaturas o partidos políticos, cuyo monto excediere en un 40% lo permitido, sea de manera individual o en conjunto de los aportes permitidos, será castigado con presidio menor en sus grados mínimo a medio y multa equivalente al triple de lo otorgado u obtenido. Los nombres de los políticos y los montos que aportaron durante el evento de lanzamiento de la campaña se conocieron tras el análisis de los teléfonos y computadores que fueron incautados por la policía durante allanamientos realizados a fines de agosto pasado a las oficinas de los ex dirigentes de Fiden. Esto, porque Alberto Hadad Abuhadba, hijo del entonces candidato y a la vez administrador electoral de la campaña, es ex directivo de la Asociación Gremial de Operadores, Fabricantes e Importadores de Entretenimientos Electrónicos (Fiden), organización que agrupa a los dueños de salas de tragamonedas. En el análisis de la policía se descubrió una conversación por WhatsApp entre Nelson Hadad y su hijo Alberto, del 13 de octubre de 2017, en la que menciona el dinero aportado en el evento, que habrían sido depositados en sus cuentas corrientes personales, para luego ser declarados al Servel como aporte del candidato, ya que de esa forma se podía obtener devolución fiscal. En total, son 40 los asistentes a ese lanzamiento de campaña que serán interrogados como imputados por el Ministerio Público.